Blog

fondos inversión

18
Sep

¿Dónde está más seguro mi dinero?

Esta es una pregunta que nos hacemos todos, ante tanta incertidumbre, una incertidumbre mundial, nos preguntamos qué hacer con el esfuerzo materializado… nuestro ahorro.

Este año tuve la suerte de recorrer tres puntos vitales del mundo. Estuve en Dubái, de ahí fui a  Nueva York y de ahí a Buenos Aires.

En Dubái encontré una sociedad partida en dos. Los Árabes y Europeos/ Americanos,  la parte rica o pudiente. Y la segunda, los indios y pakistanís, la parte pobre o menos pudiente. Una Nueva York montada con petro dólares, pero vacía y con un abismo social.

Nueva York está padeciendo un desempleo que no veía desde los años 50, un 15 %, me refiero al desempleo real, no al estadístico, por supuesto. Por primera vez en mi vida, vi locales en la 5th Avenue cerrados.

Buenos Aires está bordeando el nuevo populismo, el de Chavez, esto de “me quedo con lo que quiero en nombre de los pobres, aunque yo, el dictador, soy  bastante rico”.

Y por fin… Europa, donde está claro que con la bajada de las aguas, se ve cuales son las diferencias entre unos y otros.  Reza el dicho “cuando las aguas bajan, se ve quien se baña desnudo”.  Y así está siendo.

Vemos el mundo de un lado y del otro tambaleando, con inestabilidad como constante.

Pasando al análisis local:

De los 52 bancos y cajas que teníamos, apenas nos quedaremos con 12. Entre rescatadas por el FROB (Fondo de Rescate Bancario. La “O” de Frob, corresponde a Ordenado, pero vemos que no pinta nada, si algo ha sido este nuevo orden es de todo menos Ordenado) y las otras que las tuvieron que adquirir los que estaban mejor, los quebrados – comprados, digo yo, no sabemos cuál es la situación real de nuestro banco.

De los chanchullos bancarios como el de salir a bolsa estando en quiebra, saltándose a la CNMV, o al Ministerio de Economía, casos como el de Bankia….y tantos otros productos que no se sabe que sorpresas guardan… como las preferentes y subordinadas.

En fin… Ante tanta incertidumbre mundial y local surge la pregunta ¿Y qué hago con mis ahorros? ¿Dónde está más seguro mi dinero? ¿Dónde lo pongo?

Lo que les digo siempre a mis clientes es que hoy por hoy, lo único que sabemos por seguro, es que el dinero del mundo no se va. Mientras no tengamos una bolsa en la luna, se queda aquí en la tierra. Esa es la única seguridad que hay.

Así que la única alternativa para tener seguridad, hoy por hoy es diversificando  y cuanto más mejor. Usar lo que nos dijo la abuela…. Los huevos en distintas canastas.

Ahora bien,  diversificar manualmente puede ser oneroso y complicado de seguir o controlar, pero existen productos que lo hacen por nosotros y bastante bien, por cierto.

Están los fondos de inversión y también los ETFs, que son productos que nos permiten diversificar y poner los huevos en distintas canastas sin mayores esfuerzos.

Pero ¿Por qué estos productos? ¿Qué tengo que tener en cuenta a la hora de usarlos?

Vamos por partes.

  1. La primera razón para usar estos productos, es que están fuera de los balances de los bancos o de las entidades. Por lo que en el absurdo del peor, que la entidad se vaya a la quiebra, estos productos quedan fuera de la quiebra. Mirad por ejemplo el caso de Lehman, lo único que se salvaron fueron los fondos, que los adquirió la gestora Nomura. Estos clientes no perdieron sus ahorros.
  2. Comprenda que el IBEX35 NO ES  la renta variable mundial (es tan sólo el 1.8 % del mundo) Diversifique mundialmente. Use la economía de todos los países del mundo.  Hay muy  buenos fondos que replican el MSCI WORLD, índice de referencia mundial.
  3. Si no quiere volatilidad, use la renta fija, pero igual que el punto 2, use la renta fija a nivel mundial. No solo la española.  Hay fondos que le diversificaran a nivel mundial sin grandes costes.
  4. Mire el horizonte temporal de su inversión, si quiere el dinero para dentro de 10 años o más, no use renta fija, perderá valor frente a la inflación. Se están despertando tres mil quinientos millones de consumidores, y la inflación a nivel mundial está garantizada.

Así las cosas, en España el 51 % del dinero hoy por hoy está en liquido, en cuentas corrientes o depósitos bancarios… una barbaridad, ya que ninguno le bate a la inflación. En Inglaterra por ejemplo esta cifra es tan sólo el 10 %, en Alemania el 12 %. Pregúntese por qué otros países ponen más en fondos de inversión.  Tiene su razón.

  1. Por último (sino el editor me mata) Ponga un asesor financiero en su vida o aprenda algo del mundo financiero. Alguien que lo pueda guiar con el conocimiento correspondiente. No haga como hasta ahora, que “el director del banco es amiguete mío” Este le venderá lo que le diga la entidad que tiene que vender.

Sepa que el engaño o el error irán en proporción directa a su desconocimiento, a más sepa ud. más difícil será que le vendan la moto o que cometa un error de inversión.

Use los fondos y asesórese bien, o aprenda a manejar su dinero.